Amazon confirma: Alexa guarda tus grabaciones de voz

alexa

Aparte de Facebook que mantiene la retención de nuestros datos personales, Amazon también realiza la misma acción, ya que su asistente virtual, Alexa, se ha visto guardando las grabaciones de voz de los usuarios. A pesar de que Amazon introdujo la función de borrar historial, parece que el asistente de voz aún mantiene los datos del usuario.

Según una carta de Amazon dirigida al senador estadounidense Chris Coons, se sugiere que Alexa almacena las transcripciones y las grabaciones de voz de los usuarios por tiempo indefinido. Pero cuando el usuario elimina la grabación de voz, la compañía elimina las transcripciones asociadas.

Sin embargo, Amazon conserva los detalles de la transacción, por ejemplo, cuando pides una pizza o solicitas un Uber. Estos datos pueden ser necesarios para el correcto funcionamiento de una habilidad de Alexa.

Para recordar, el senador Coons escribió una carta a Jeff Bezos en mayo pidiéndole explicaciones sobre cómo Alexa trata las grabaciones de voz de los usuarios. Coons recibió una respuesta del vicepresidente de política pública de Amazon, Brian Huseman.

La carta indica además que Amazon se está asegurando de que los datos de los usuarios no permanezcan en los otros sistemas de almacenamiento de Alexa. Sin embargo, mantiene cierta información, como el historial de pedidos, alarmas, recordatorios y más de los usuarios.

Los empleados de Amazon escuchan tus conversaciones con Alexa

Según lo informado por CNET, Amazon incluso tiene una explicación para mantener dicha información y dijo: «Los clientes no quieren o esperan que la eliminación de la grabación de voz elimine los datos subyacentes o impida que Alexa realice la tarea solicitada».

Anteriormente, se reveló que los empleados de Amazon de todo el mundo recopilan y escuchan las grabaciones de voz de los usuarios para que Alexa entienda mejor los idiomas y la jerga. 

La lista de datos de usuario manejados por el personal es larga; en el pasado, Alexa grabó la información personal de una pareja e incluso la envió a uno de sus contactos, y envió la información de un usuario a otro usuario.

La carta recibida por Coons no lo ayudó realmente a tener fe en Amazon, y también plantea preguntas desde el punto de vista de los usuarios.

Por supuesto, ya ha puesto a Amazon en una posición negativa y no estamos seguros de poder confiar plenamente en ellos. Espero que Amazon tenga una mejor manera de hacer las cosas y que no se convierta en el segundo Facebook.